lunes, 15 de octubre de 2012

Un trozo de carne


 
Era un hombre poderoso, rico e inteligente. Paseó su talento por medio mundo, despertando admiración y envidia. Un buen día, en un safari en Kenia, se rezagó del grupo y se perdió. Con el primer ser vivo que se encontró fue con un león. Aquel hombre tan importante pasó a ser una mera ración de carne, de más bien poca calidad comparada con las tiernas gacelas.
 
Víctor M. Jiménez Andrada
Publicado en AVP 24/9/2012

No hay comentarios: